Preguntas y respuestas (inéditas) del universo chanante

En el verano de 2007, en Madrid:

¿Qué opinas de tus compañeros?
Julián López: Ernesto y Joaquín son mis amigos, si de algo presumimos nosotros es de que hacemos un programa entre amigos, igual que me tomo unas cañas con ellos hago un programa, no tiene esa trascendencia de que están las cámaras, yo me lo tomo como que andamos de juerga. Prefesionalmente, son unos grandes cómicos, los mejores para mí que hay en España ahora mismo, siento envidia y admiración profunda. Pero ante todo los quiero como amigos.

¿Qué es esto para ti?
El Chape: Divirtiéndonos nosotros hemos dado con la fórmula para que la gente también se divierta. Nosotros pensábamos esto igual no lo entiende nadie porque era una cosa muy interna, muy del grupo pero ha gustado y es una diversión con sueldo.
Van a estar los esnobs que piensen que esto no es lo sufciéntemente inteligente como para reirse y pasárselo bien pero lo bueno que tiene es que no hay pretensiones. Es esto, si te gusta lo coges y si no no. A veces se tiende a dar una categoría ala comedia que no tiene. La comedia es reírse, si te hace gracia sí, si no no.
Es una cuestión de costumbres, si nos aguantan, acabarán comulgando.
Cuando uno está en este grado de idiotez terminas riéndote de tus propios chistes.

A ti te identifica mucho con el personaje y con la garrulez…
Ernesto Sevilla: Muchísimo, sí.
¿Y estás encantado en ello?
Pues no, la verdad. El hecho de que te digan gañán por la calle pues bueno, yo mo le he buscado. Pero que te identifiquen con la garrulez pues hombre, es un personaje, es ficción. Aunque yo tengo un gañán dentro como todos los españoles.
Crees que si no hubieses venido a la ciudad, habrías acabado…
Seguro, seguro. Si no me llego a venir a Madrid y me hubiese quedado en Albacete o en el pueblo de mi padre, sería así ahora.

¿Te ha marcado socialmente montar el grupo Ojete Calor?
Carlos Areces: ¿Si por estar en Ojete Calor te sientes ya la escoria de la sociedad, es lo que me quieres decir? Vale la respuesta es sí, pertenezco a un nivel más bajo, lo bueno es que sólo puedo trepar y ascender porque más bajo no se puede caer. A partir de ahí todo es maravilloso y positivo. ¿Sabes quién es concejal de Cultura? El otro miembro de Ojete Calor, eso es lo más bajo que ha hecho. En el ayuntamiento de Villanueva de la Jara. Compagina su amor al espectáculo mamarracho en Ojete Calor con su amor al espectáculo mamarracho y político en su trabajo como concejal.
Queremos hacer una apuesta reivindicativa. Como fue Serrat en los 70, Ojete Calor en el 2000. Hanibal concejal de Cultura…, esto con Franco no pasaba, qué vergüenza. Hay mucha gente que se arrpiente de haber luchado contra el régimen franquista al ver el tipo de cosas que ha traido, como Ojete Calor. En fin, aquí estamos.

¿Cómo has acabado siendo el líder de toda esta muchachada?
Joaquín Reyes: Líder suena demasiado grande, como todo lo que hemos hecho ha sido natural y sin ningún plan. Al principio empezamos Ernesto y yo y luego Julián y luego Raúl.
En España el humor siempre ha tenido muy buena salud, es verdad que casi siempre ha ido en una dirección de sátira política o de actualidad y nosotros nos hemos desmarcado de eso. Nosotros no venimos a salvar nada, venimos a aportar nuestro granito, hacemos un programa pequeñito, y ya está, hacemos nuestra cosita. Somo manchegos así que de humildad sabemos.

¿Qué es lo que se te da mejor?
Raúl Cimás: Creo que esta temporada me he especializado en los musicales. Y las cosas de locos son siempre mías. Todos hacemos referencia a las películas de acción de nuestra generación. Yo a los 14 estaba viendo a Rambo matando y soy a la vez culpable y víctima de esto. Es el cine que me gusta ver. Son muy pocas las comedias y pogramas cómicos que veo, son más referencias de películas dramáticas normales y sacadas de contexto esa situación.

¿Compartes?